+34 950 322 522
secretaria@iurislaw.com

¿Nos vemos en los bares?, la restauración en los tiempos del COVID-19

¿Nos vemos en los bares?, la restauración en los tiempos del COVID-19

Los bares y restaurantes podrán abrir para servicio a domicilio y recogida en local. Durante la próxima fase se podrán ocupar las terrezas solo un 50% y a 2 metros de distancia entre personas y un máximo de 10 clientes por mesa. Tampoco se podrán usar cartas, u otros elementos de autoservicio como servilleteros o vajillas. Estas medidas despiden el concepto de compartir tan extendido en nuestros bares, y aunque se extremen las precauciones no hay garatías ante un posible contagio, ni conocemos las repercusiones que podrían derivarse. A continuación el abogado, Juan Manuel Ortiz, comenenta la situación.

Una de las cosas que mas echamos de menos en España, ante la actual situación de Estado de Alarma decretado el pasado 15 de marzo, es tomarnos un café, desayunar, comer o tomar una cerveza en los bares, restaurantes y cafeterías que inundan nuestra geografía, y dan buena muestra de nuestra cultura gastronómica mundialmente reconocida. 

 A.- Como se esta regulando el asunto de los bares? 

Tras muchas especulaciones ayer día 3 de mayo se publicó la Orden 388/2020, por la que se establecen las condiciones para la apertura al público de determinados comercios y servicios y la apertura de archivos así como para la práctica del deporte profesional y federado, en la que definitivamente se marcan las pautas y directrices en la que podrán abrir los comercios y hostelería a partir de hoy 4 de mayo: 

1.- Todos los bares, cafeterías y restaurantes podrán realizar entregas a domicilio y recogidas en sus locales, pero no el consumo en el establecimiento. 

2.- Los pedidos deberán hacerse telemáticamente o por teléfono, no presencialmente, fijándose una hora concreta para su recogida que evite la aglomeración de clientes. 

3.- Se permite la recogida de comida en el propio vehículo, siempre que esté acondicionado el local para ello, tipo Mcdonalds, Burger King, etc. 

4.- Los establecimientos solo pueden abrir al público durante el horario de recogida de pedidos. 

5.- Evidentemente a todo esto hay que sumar las medidas de higiene y prevención generales, así como la atención prioritaria y a ser posible diferenciada de los grupos de edad superior a 65 años. 

Paralelamente se ha publicado la Orden 386/2020, prevista para las islas que van a iniciar una fase mas avanzada de desescalada, fijando condiciones adicionales para la hostelería, que mas que previsiblemente serán de aplicación a partir del 11 de mayo para todos: 

1.- Se permite la apertura de terrazas con un 50% de las mesas, con la condición de que entre mesas o grupos de ellas exista una distancia de dos metros respecto a la siguiente mesa o grupo de ellas. 

2.- El numero máximo de clientes por cada mesa o grupo de ellas será de diez personas. 

3.- Entre cada persona debe respetarse la distancia de seguridad que es de dos metros. 

4.- Se implementarán medidas de higiene, evitando el uso de cartas, eliminando el uso de autoservicio tanto de productos como de elementos auxiliares como vajillas, servilleteros etc. 

5.- Evidentemente los camareros tendrán que utilizar medidas de protección individual como mascarillas y guantes. 

 B.- Como queda ante estas normas la situación de los empresarios de hostelería? 

Las primeras protestas ya se habían producido por parte del sector de hostelería cuando se anunció la apertura de establecimientos solo al 30% de ocupación en las terrazas, y no creo que varíe mucho con la actual medida. La apertura de establecimientos únicamente en la terraza ya limita a muchos de ellos y con las medidas que deben adoptarse se hace mucho mas difícil, ya que si entre personas que se sientan a una mesa debe existir una distancia de dos metros y a la próxima mesa debe producirse una nueva distancia de dos metros, la limitación espacial puede ser mucho mayor de lo que inicialmente pudiera parecer, por lo que las necesidades económicas, de suministros y de personal necesarias para abrir un establecimiento de hostelería son casi inviables desde el punto de vista comercial. 

 C.- Y los clientes pueden acudir tranquilos a los bares? 

La reflexión desde el punto de vista del cliente es distinta ya que la cultura gastronómica, de la cerveza, el vermut, el café o el desayuno, vienen habitualmente asociadas a la socialización, la cual ya se encuentra intrínsecamente limitada con las medidas de protección frente al COVID19, por lo que parece difícil llevarla a cabo en estas condiciones completamente sesgadas. 

Por otro lado, aunque no me cabe la menor duda de los máximos esfuerzos que pondrán nuestros hosteleros para que la medidas de higiene y protección sean las mayores posibles, las garantías  como clientes ante un posible contagio no existen, y las repercusiones que ello podría tener son inciertas. 

Ciertamente todos deseamos la vuelta a la normalidad cuanto antes, y claro que queremos ir a bares, restaurantes y cafeterías, pero queremos hacerlo como siempre, con nuestros amigos y familiares, a disfrutar, saludarnos, abrazarnos y besarnos. Quizá es demasiado pronto para ello, pero llegará. 

Tags: , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *